Cuidado

El cuidado
como única opción posible.
Para que el alma aletee
mientras el cuerpo, con firmeza,
decida qué,
cómo,
cuándo,
dónde,
sin rendir explicaciones del por qué.

Para sanar el linaje
y abrazarlo
para hacerles saber
que la manada es certeza.
Que solas, nada,
nunca más.

El cuidado
como escuela,
como baile y poesía,
día a día.
Para arrancar años
de acuerdos preconcebidos por el miedo.

Somos cielo.
Inmensidad creando planetas
y lunas
moviendo mareas.

El cuidado
como pregunta y respuesta
ante cualquier desvelo.
Como huella
y única premisa motora
de cuantos nidos habitemos.

No escribo sola.
Son las manos de mis raíces
arengándome a colorear
cada rincón de mi esencia.
Mi primer cuidado.
Materia prima,
condimento indispensable.
Ventana,
pájaro,
hogar.
Elemento y complemento.

El cuidado,
mi nido.
Aquí y ahora.

www.douhproduccion.com