Tarea cumplida

Su amigo le dijo que tuviera cuidado, que
tiraba las cartas y podía engancharlo en
alguna. Que le dejara, por si acaso, la
dirección del telo dónde nos veríamos.
En cuanto entró, me habló de la pelea que
tuvo con su hijo de 22 la noche anterior. Se
vienen las fiestas y no sabía si se verían.
Lo noté angustiado. Cogimos poco,
hablamos mucho. Se fue mejor. Tarea
cumplida.

www.douhproduccion.com